Deja de perder el tiempo (procastinar)

Y es que realmente la palabra procastinar ha estado pegando muy fuerte estos últimos años, no deja de ser el mero hecho de perder el tiempo y más concretamente de aplazar las cosas. Incluso si ya eres alguien que se prepara con antelación las tareas, objetivos o metas que quiere cumplir, muchas veces dejarlo para más adelante es una opción más válida que enfrentarse a ello y dejarlo zanjado. Por ello en esta entrada te dejo algunos de los métodos que más utilizo para dejar de perder el tiempo y ser más productivo.

Empieza

Mira si te soy sincero lo primero que debes hacer es mentalizarte, empezar a pensar que debes organizarte mejor para que las tareas no se te acumulen y puedas abordar lo máximo posible con los mejores resultados que puedas obtener. No vale que un día quieras ser productivo porque tienes una gran carga de trabajo o porque simplemente es 31 de diciembre y necesitas un propósito de año nuevo. Más allá de ayudarte a nivel estudiantil o profesional, el arte de la organización y productividad te reportará un hábito si eres capaz de mantenerlo en el tiempo, sin duda algo bastante positivo para poder desarrollar más habilidades en el futuro.

Resultado de imagen de productive phrases

Deberías verlo como algo que, además de ayudarte, va a reportarte una satisfacción enorme. Créeme que ver como vas tachando tareas y aliviando la mochila de recados, trabajos y demás es muy reconfortante. Por ello te digo que si no estás preparado aún… No lo pienses, comienza ya a organizarte y a ver tu futuro sin agobios, siendo capaz de resolver problemas que se van acumulando y trabajando con la máxima eficiencia posible.

El método ‘Pomodoro’

Uno de los métodos más conocidos en el mundo de la organización, el trabajo o la productividad es ‘Pomodoro’. Se trata de una técnica muy sencilla que os ayudará a poneros al lío rápidamente y empezar a dejar hechas vuestras tareas y trabajos. Consiste en centrarse en una única tarea a realizar (estudiarse un tema de biología por ejemplo) y utilizar un contador para enfocarnos en ella durante 25 minutos. Esos 25 minutos serán única y exclusivamente para hacer esa tarea, sin distracciones, sin otras tareas o trabajos, simplemente tú, el contador y la tarea en cuestión.

Resultado de imagen de pomodoro technique

Cuando hayas completado los 25 realiza un descanso de 5 minutos donde puedas hacer lo que te de la gana y vuelve a repetir el proceso, así hasta que finalices la tarea. Lo más normal es que se te hagan bastante cortos los 25 minutos, por ello no tengas problema en continuar con los 25 siguientes sin descansar. Se recomienda que, por cada 4 series (1 serie son 25 minutos y un descanso de 5 minutos), descanses unos 15 minutos. Lo bueno es que puedes variar los intervalos en función de tu tiempo y ganas pero es realmente importante que entiendas que debes enfocarte en una única tarea para evitar caer en el agobio y la desorganización. Una aplicación que puedes usar para ir contando tus series es Goodtime (para Android) o Tide (para iOS):

  • Tide: https://itunes.apple.com/us/app/tide-focus-timer-to-study-work-pomodoro-relax/id1077776989?mt=8
  • Goodtime: https://play.google.com/store/apps/details?id=com.apps.adrcotfas.goodtime&hl=es

Apunta tus tareas, no en serio apúntalas

Muchas veces vemos como el simple hecho de ir apuntando lo que tenemos que hacer a lo largo del día nos ayuda a ser productivos. Y esto es cierto pero el problema es que no lo hacemos, apuntamos quizás lo más relevante pero obviamos tareas más pequeñas o secundarias pensando que no son importantes. Esto nos lleva a acumular trabajo y a no dejar las cosas hechas el día en el que surgen.

Resultado de imagen de minimalist notebook

Si queréis hacerlo fácil podéis utilizar libreta y boli, pero desde aquí os recomiendo utilizar aplicaciones de notas como por ejemplo Google Keep, Todoist, Wunderlist o Google Calendar. Todas ellas son muy completas, útiles y gratuitas, no obstante Google Calendar es (como el propio nombre indica) un calendario, pero sirve perfectamente para planificarse el día, en lo personal es mi aplicación favorita para organizarme. Como digo lo importante de esto no son las aplicaciones, ni las notas, sino adquirir el hábito de todos los días apuntar nuestras tareas según vayan presentándose a lo largo del día, para que al llegar a casa sepamos por donde empezar y dar prioridades.

Para ir abriendo boca creo que es más que suficiente, sobretodo insisto en el hecho de empezar y mantener, puede parecer una chorrada pero el hecho de dar el primer paso y tener constancia en lo que hacemos es clave para desarrollar nuevos hábitos y estilos de vida orientados a organizarnos mejor. Probablemente entre a valorar más métodos de productividad y por supuesto os traeré nuevas claves sobre el trabajo individual, así como más consejos y trucos.

¿Qué haces aquí todavía? ¡A por ello!